Deja de quejarte

“Deja de quejarte y haz algo – deja de quejarte y poner excusas” – son frases que he oído/leído – y honestamente hay mucha verdad en ellas – a veces nos ahogamos en nuestros vasos de agua…

—– Bienvenidx a mis reflexiones espontáneas —–

Sin embargo, hay problemas que atañen a una sociedad o grupo en donde éstas frases han sido una herramienta altamente efectiva para fomentar la falta de unidad.

Ante problemas de esta naturaleza, cuando alguien externa su molestia, lo correcto es que quienes escuchamos o leemos su queja – en conjunto – podamos adherirnos a la causa promovida y atender la situación que irrita a nuestro prójimo.

La apatía que tanto nos ha caracterizado, fomenta la permanencia del problema – lo cual a su vez, dado que el problema persiste, provoca la reiteración de la queja inicial…

—– Auguro que para este punto, ya te perdí… y no… no fumo de esa aunque parece… —-

Finalmente nos harta la constante exposición a la queja, nos irrita el mensaje, así que decidimos cambiar el canal, evitar el tema, silenciar la voz de aquel que busca empatía.

Cuando un problema, necesidad o proyecto supera la habilidad o recursos de un individuo, este individuo queda a la merced de quienes le rodean para encontrar la solución.

Una situación metafórica que ilustraría esto, es como cuando en un accidente automovilístico, el conductor y sus pasajeros quedan atrapados bajo el peso del auto – o la fuerza del metal.

phuketnews_Ms_Saowanee_finally_being_extricated_from_her_car_Photo_Thawit_Bilab_22342_jwyXAGkNAq_jpeg

Imaginemos que un tercero que escucha las peticiones de auxilio, analiza el problema y exclama un: “¡Ya deja de quejarte y salte del auto!” – Esta respuesta nos parece inmediatamente inverosímil, dada la naturaleza del problema en donde instintivamente reconocemos la inhabilidad del afectado para superar su problema sin ayuda. Así mismo entendemos que la labor del tercero es obligadamente prestar su ayuda.

Quienes se ven beneficiados de las situaciones malas que aquejan a los demás han utilizado estas frases para perpetuar en nuestra sociedad el statu quo.

—– Me acabo de enterar que es “statu” – y no “status” ->https://es.wikipedia.org/wiki/Statu_quo —-

Por ejemplo, en nuestra sociedad hay una abrasiva y generalizada conducta en contra de las mujeres. Regresando a la metáfora, son ellas quienes están atrapadas en la cultura y los sistemas que han permitido la dominancia masculina que hay. Por muchos años, los hombres hemos recibido el beneficio de esta condición y somos nosotros mismos, los hombres, quienes debemos escuchar la queja, sumarnos a la causa, y forzar la ejecución del cambio que hace falta para alcanzar el bienestar común. A últimas fechas, y con muchísimo trabajo aun por hacer, el mensaje de igualdad de género es ya parte de la conciencia colectiva – ya se ven anuncios en la televisión al respecto, ya hay movimientos sociales y gubernamentales que buscan cese el abuso ejercido.

En cuestión social política hay una complicidad entre quienes tienen intereses económicos y quienes tienen intereses políticos – a quienes llamaré “ellos”. Siendo “nosotros” quienes necesitamos ayuda, el resto de los mexicanos que no contamos con capital ni económico ni político.

Escuché la cifra de que nuestro país está en manos de al rededor de 5mil personas. Ellos son 5mil – nosotros somos el resto.

Ellos, viendo nuestra necesidad, podrían buscar nuestro bienestar, sin embargo saben que eso implicaría ceder ciertos beneficios de los cuales gozan con exclusividad. Ellos ven nuestros esfuerzos por salir de nuestro accidente, nos escuchan en nuestros llamados de esfuerzo colectivo para poder salir adelante y nos sugieren mejor no hacer caso, mejor enfocarnos en la historia de cada quien, en no quejarnos sino en encontrar la manera de aceptar pacíficamente nuestras condiciones – “el cambio está en ti” – nos dicen.

12108125_920762184677992_2808393275312334727_nEl sistema político y económico que nos ha sido heredado es una democracia capitalista y que ideológicamente no le encuentro problema con la excepción de que asume la existencia de un sentido del bien común.

Dado que no todo miembro en el sistema busca el bien común, el sistema se ha enviciado a favor de estos 5mil. El capitalista ha empleado el sistema democrático para incentivar o perpetuar ciertas condiciones de modo que su poder no se vea reducido o aun, pueda expandirse.

La evidencia de la existencia de esta realidad se manifiesta cuando el hombre más rico del mundo es un nacional – mientras que millones de sus connacionales viven en pobreza extrema y moderada – adjetivos que me parece aberrante tener que utilizar – como si un moderado cáncer fuese mejor, como sin un moderado abuso fuese preferible – siendo éstos últimos en total un porcentaje cercano al 50% de la población.

No es casualidad que el sistema actual esté fallándole a la mitad de la población. No es casualidad que los números de pobreza incrementen. El sistema así lo demanda – y no es por que estos 5mil son super villanos y nos quieren matar, es más bien, como el CO2 resultante de la combustión de un auto, es un efecto inevitable.

¿Qué pasaría si el resto de estos más de 50 millones se organizaran para equilibrar las balanzas?

—- En este punto, me imagino estarás ya comiendo unas palomitas… está bueno no?? Llevo como 3 o 4 veces que lo leo… —

Regresando a la metáfora del auto accidentado, estos 50 millones son los más apretados – si me lees estas líneas, quiere decir que seguramente no perteneces a este grupo, no estás tan apretado, no tienes que luchar tanto por tu bienestar ni el de tus seres queridos… sin embargo sigues dentro del auto – menos apretado, pero ahí estás.

La historia nos enseña que este tipo de condiciones eventualmente encuentran un fin drástico – es por eso que hay revoluciones, levantamientos, golpes de estado.

Nosotros quienes no estamos tan mal, tenemos la obligación de que por el bien colectivo, cambiemos los sistemas que han perpetuado el dolor y la necesidad antes de que se geste un conflicto en esta generación o en la que sigue.

Ellos saben que es muy fácil para nosotros quitarles su abusiva ventaja. Ellos conocen también nuestra apatía y desunión, nuestra debilidad ante el entretenimiento y frases como las inicialmente mencionadas son herramientas efectivas en contra nuestra.

12088041_917473138340230_6710850326495033167_nEllos tienen algo que nosotros quisiéramos – representatividad en el gobierno, acceso a servicios de salud y educación, capital, influencia y bienestar para sus familias – por mencionar algunas.

Ellos tienen la libertad de gozar de estos beneficios en exclusividad – que aparentemente es algo admirable el excluir – esto es: poder dejar fuera a alguien. Comer en un restaurante exclusivo – vestir ropa exclusiva – ser V I P mientras los demás no lo son – y por alguna razón hemos aceptado que esto es correcto porque nosotros aparentemente no merecemos estas distinciones, porque no hemos trabajado lo suficiente o porque esta es la suerte que nos tocó en la vida.

Concluyo con dos preguntas, una que me hace soñar de ilusión y otra que me apaga el ánimo – ¿Qué pasaría si nos organizáramos? – ¿Por qué no lo hemos hecho?

Dicen que no te quejes si no vas hacer nada al respecto. Pero al quejarnos estamos externando un mensaje – el cual tiene el potencial de llegar a los oídos de alguien que quiera y pueda hacer algo.

 

Anuncios

Publicado el enero 29, 2016 en David. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s